Villalonga


Tiene su origen en la agrupación de tres alquerías musulmanas del término del Castillo de Villalonga. Sus nombres eran Cais, L’Alcúdia y la Plaza (o la Font, según algunos autores).

Todas juntas, formaron una “larga villa” y a raíz de la conquista cristiana fueron rebautizadas con el nombre actual de etimología latina.IMG_1137

Algunos referentes destacables del patrimonio arqueológico son las Cuevas del Pastor (neolíticas) y el yacimiento de Aiguamolls, romanas, del cual, las piezas recientemente rescatadas se encuentran en el Museo Arqueológico de Gandia. También se han hecho excavaciones en la necrópolis o maqbara del antiguo poblado de Cais.

Las familias nobles más conocidas que poseyeron el señorío del castillo durante la Edad Media fueron los Romaní, los Llençol, y los Boïl, si bien parece que el primer beneficiario fue el caballero vasco – navarrés Dídac López de Haro, en 1254. La política expansiva de los Borgia, sin embargo, hizo que pasara a formar parte de sus estados poco después de la expulsión morisca en 1621.IMG_1060

Con el empuje cristianizador posterior a las Germanías se configuraron dos rectorías (1535), la de la Font incluía Cais, La Alcúdia y Buixerques (a mil pasos del casco urbano) y la otra, Reconxent, comprendía Forna y el Almàsseta. Otras alquerías nombradas y progresivamente despobladas son Reconx, Ràfol y Simat.

La actual parroquia está dedicada a los Santos Reyes y cuenta con un buen archivo. Se guarda también la carta puebla y un documento sobre el hallazgo de Nuestra Señora de la Font. En el archivo municipal podemos encontrar materiales desde el siglo XIX; correspondencia desde 1838 y actas desde 1868.

DATOS DE INTERES

  • Situada a los pies de La Safor, dispone de fuentes y aguas abundantes. Pero la utilización para el riego del caudal del Serpis fue siempre problemática a causa de los intereses de los regantes de la huerta gandiense.
    Durante el siglo XIX, los antiguos molinos junto a la orilla del río fueron transformados en fábricas.
  • Es, sin duda, uno de esos pueblos que imprime carácter. Su término ancho, con el Valle de La Safor, la montaña y el río Alcoi, le confiere unos caracteres especiales.IMG_1144
  • El término tiene una extensión de 43.3 kilómetros cuadrados y su población se sitúa en torno a los 4000 habitantes.
  • El clima es mediterráneo, de veranos cálidos e inviernos suaves.
  • La base de su economía es la industria. Aquí juega un papel primordial la fábrica de Dulcesol.
  • Para comer destacan los diferentes tipos de arroz (arroz al horno, arroz con costra…), las cocas escaldadas…
  • Los habitantes de este municipio son conocidos con el nombre de vilaronguers.

FIESTAS

Sant Antonio del Porquet

Se celebra en el mes de enero. La víspera se hacen pruebas de enganchamiento de carros y concurso de tiro de caballos. Hay una verbena con orquesta, hoguera y aperitivo para todos los participantes. Al día siguiente, se hace una misa cantada por la rondalla del pueblo, con bendición de los animales y reparto del pan bendecido. De allí se va en romería a la ermita del Santo (dedicada también a Santa Bárbara, otra gran protectora del campo), donde se hace una gran barbacoa de carne y embutido para todos los romeros.

San José

Se hacen en el barrio de La Alcúdia donde el Santo tiene dedicada una capilla. Se celebra el lunes de Pascua porque la fiesta interrumpía la Cuaresma y esto, en otras épocas suponía la prohibición de los festejos, así que los vecinos buscaron unas fechas más idóneas para hacerlos. Celebrar la fiesta en esta fecha se ha convertido en una tradición. Se hace misa, procesión, fuegos artificiales y baile de verbena con orquesta.

San Vicente

El lunes siguiente a la Pascua se celebra la fiesta de los comulgantes. Después de que el rector lleve la coIMG_1121munión a los enfermos del pueblo, acompañado en procesión por sus feligreses y la banda de música, se hace un almuerzo en la calle que lleva el nombre del Santo. Son las fiestas del barrio de las Casas Nuevas. Se hacen juegos y cucañas con el popular palo enjabonado, cabalgata de disfraces, baile de verbena y cordada. Las fiestas de aquel barrio y las de La Alcúdia siempre han tenido una gran rivalidad entre ellas.

Corpus

La fiesta del Corpus tiene una gran relevancia en Villalonga. La procesión recorre el pueblo y hace las paradas tradicionales en los altares que se montan en la calle. Unos niños van lanzando pétalos de rosa al paso de la custodia. Pero lo que se ha convertido en una de sus características más vistosas es la alfombra que con aserraduras de varios colores construye el artista local Vicent Esteban en la nave central de la capilla de Nuestra Señora de la Font. Esta, que reproduce un tema de la historia sagrada, sólo podrá ser pisada por el rector con la custodia cuando visita la capilla durante la procesión.

San Lorenzo

El diez de agosto el barrio de Cais dedica sus fiestas a San Lorenzo. Hay despertaes, pasacalles, una misa que hacen en la calle delante de la capilla dedicada al Santo ya que esta es pequeña y no cabe la gente, cabalgata de disfraces, juegos y palo enjabonado de donde cuelgan un pollo, baile de verbena y cordades.IMG_1068

Fiestas Mayores

Están dedicadas a Nuestra Señora de la Font, la Aurora y el Cristo de la Salud.
Las fiestas mayores de Villalonga tienen una característica especial. Se celebran en dos fechas diferentes: el 17 de agosto que rememora el día que Senén Plan, un leñador del pueblo, encontró la imagen de Nuestra Señora de la Font remontando las aguas del río Alcoi en un paraje del Racó del Duc; y el tercer domingo de octubre, en recuerdo de las rogativas que se le hicieron a Nuestra Señora en 1712 para que acabara con una terrible sequía que incluso había dejado sin agua la fuente de los Dieciséis Chorros.
Una comparsa del “Tío de la Porra” anuncia el inicio de las fiestas. Se hacen despertaes, canto de la Aurora, cabalgata de disfraces, juegos y cucañas con palo enjabonado de donde se cuelga un pollo, ofrenda de flores a Nuestra Señora, bailes de verbena y cordades. La imagen de la Aurora se traslada de su capilla a la iglesia. El domingo siguiente a las fiestas de octubre se hace una romería a la capilla que señala el lugar donde se encontró la imagen de Nuestra Señora de la Font al Racó del Duc.

CULTURA Y PATRIMONIO

CAMPANARIO DE LA IGLESIA DE LOS SANTOS REYESIMG_1094

  • Situación: Plaza de la señoría, s/n.
  • Materiales: mazonería, ladrillos, muro pintado.
  • Medidas: 5’10 metros de ancho por 15 metros de altura.
  • Cronología: 1950 – 1960

Descripción: El campanario, de sección cuadrangular, se alza en el lado del evangelio, adosado a la fachada de la iglesia, y presenta dos cuerpos. El primero, de mayor altura, abre cuatro vacíos rectangulares en el lienzo frontal para permitir la iluminación de la escalera interior. En la parte superior se ha colocado el reloj. Este cuerpo se remata con un sencillo entablamento de cornisa denticulada que da paso al cuerpo de campanas. Estas se sitúan dentro de cuatro vacíos en forma de arco de medio punto flanqueadas por pilastras aparejadas realizadas en ladrillo cara vista. La parte superior viene rematada por una barandilla calada de ladrillos. Hay que destacar la estructura cuadrangular de la torre, con un estilo funcional moderno que utiliza el ladrillo cara vista como único elemento decorativo y que contrasta con la fachada de la iglesia construida en el siglo XVIII, de clara impronta barroca. Encontramos campanarios de estilo similar en poblaciones como Bellreguard, Llocnou, Miramar y Benipeixcar, construidos en los mismos años.

IMAGEN DE NUESTRA SEÑORA DE LA FUENTEIMG_1124

Altar Mayor de la capilla de Nuestra Señora de la Font. Talla realizada en madera policromada de pequeñas dimensiones. Siglo XVII. La imagen fue encontrada en 1712 por un vecino de Villalonga en el río Serpis. Muy venerada, se le atribuyen muchos milagros como el de la salvación del pueblo en el terremoto de 1728. Es patrona de la localidad.

TABLAS DE SAN JUAN EVANGELISTA, SAN JUAN BAUTISTA, SAN PEDRO Y OTRO SIN IDENTIFICAR

Crucero de la Iglesia de los Santos Reyes. Óleo sobre madera. Siglo XV .Gótico.

PLAFONES CERAMICOS

IMG_1162Situados en fachadas de casas particulares con varias advocaciones, como la Sagrada Familia, San Roque, Nuestra Señora de la Fuente de San Pedro, San Lorenzo, San Francisco de Paula, San Antonio de Padua y San Vicente.
Reflejo de la religión en la calle. Estilo popular. Siglos XVIII – XIX.IMG_1165

ERMITA DE SAN ANTONIO ABAD, SANTA BARBARA Y SAN ANTONIO DE PADUA

Montaña del Tossal de la ermita. Siglo XVIII. Estilo religioso popular. Es un ejemplo de las típicas construcciones rurales situadas en la cima de una montaña próxima al casco urbano. Aún se puede observar la pequeña construcción adosada a ella donde antiguamente vivía el ermitaño que se encargaba del mantenimiento del edificio. Hoy día esta función se ha perdido.